El proyecto ECOGLUE I desarrollará nuevos bioadhesivos a partir de fuentes renovables

El uso de adhesivos está cada vez más extendido en muchos sectores industriales ya sea como producto final o formando parte de sus procesos. Sin embargo, las materias primas que se emplean en sus formulaciones proceden de recursos fósiles no renovables. Por esta razón, en línea con el modelo de Economía Circular y financiado por el IVACE, AIMPLAS (Instituto Tecnológico del Plástico), en colaboración con INESCOP, Centro Tecnológico del Calzado, han puesto en marcha el proyecto ECOGLUE I para desarrollar nuevos bioadhesivos.
Los dos centros tecnológicos proponen los bioadhesivos como solución innovadora y alineada con la sostenibilidad. De esta forma se minimizará el uso de recursos petrolíferos sin afectar las prestaciones de los adhesivos. El objetivo principal de este proyecto es la síntesis, formulación y caracterización de bioadhesivos de poliuretano y epoxi a partir de fuentes renovables, cuyas propiedades se validarán en sectores del calzado, construcción y transporte. 
Para cumplir con el desarrollo de estos nuevos adhesivos se seguirán dos estrategias. La primera consiste en la síntesis de resinas de base epoxi a partir de aceites naturales. Y la segunda será la adquisición de resinas comerciales con base poliuretano y epoxi procedentes de fuentes renovables. En los dos casos se formulará el correspondiente bio-adhesivo mediante adición de diferentes aditivos, cargas, catalizadores, etc.
 
El proyecto contará con la ayuda del grupo de investigación Functional Inorganic Materials Team (FuniMAT) pertenecientes al Instituto de Ciencia Molecular (ICMol) y el departamento de Ingeniería Mecánica y de Materiales de la Universidad Politécnica de Valencia (UPV), y con la participación de diez empresas valencianas interesadas en los nuevos desarrollos. 
ECOGLUE I tiene el apoyo de la Conselleria d’Economia Sostenible, Sectors Productius, Comerç i Treball de la Generalitat Valenciana a través de ayudas del IVACE con la cofinanciación de los fondos FEDER de la UE, dentro del Programa Operativo FEDER de la Comunitat Valenciana 2014-2020. Estas ayudas están dirigidas a centros tecnológicos de la Comunitat Valenciana para el desarrollo de proyectos de I+D de carácter no económico realizados en cooperación con empresas para el ejercicio 2019.
AIMPLAS es el Instituto Tecnológico del Plástico ubicado en Valencia y está inscrito en el Registro de Centros Tecnológicos del Ministerio de Economía y Competitividad. Pertenece a la Federación Española de Centros Tecnológicos, FEDIT, y a la Red de Institutos Tecnológicos de la Comunitat Valenciana, REDIT. AIMPLAS es una entidad sin ánimo de lucro que tiene como objetivo actuar como socio tecnológico de las empresas vinculadas con el sector del plástico ofreciéndoles una solución integral y personalizada mediante la coordinación de proyectos de I+D+i y servicios tecnológicos (análisis y ensayos, asesoramientos técnicos, formación e inteligencia competitiva y estratégica). 
INESCOP es el centro tecnológico del calzado, con sede en Elda, Alicante, y está inscrito en el Registro de Centros Tecnológicos del Ministerio de Economía y Competitividad. Pertenece a la Federación Española de Centros Tecnológicos, FEDIT, y a la Red de Institutos Tecnológicos de la Comunitat Valenciana, REDIT. INESCOP es una entidad sin ánimo de lucro que cuenta con más de 45 años de experiencia y que trabaja para proporcionar servicios tecnológicos, transferir conocimientos e investigar sobre temas de interés general para el sector del calzado. Su principal objetivo es promover la innovación en el sector del calzado ofreciendo para ello soluciones integrales y personalizadas que mejoren su competitividad mediante la coordinación de proyectos de I+D+i, el control de calidad y la certificación de productos, el asesoramiento técnico y la formación especializada. 


Source: 2