Castilla La Mancha: Adjudicados dos contratos para ajustar las instalaciones a la recogida de biorresiduos en Albacete

El Consorcio Provincial de Medio Ambiente avanzó esta semana en su proyecto de adaptación del Centro de Tratamiento de Residuos Urbanos (CTRU) a la expansión del contenedor marrón, con el que se busca tratar de forma separada los residuos orgánicos. La implantación de ese quinto depósito ya se ha llevado a cabo de forma experimental en barrios de algunos de los municipios más poblados de la provincia y se pretende expandir progresivamente al resto, para lo que se necesitan cambios en las instalaciones donde se reciben todos los residuos de la provincia.
Para ello, el Consorcio adjudicó recientemente dos contratos de obras, cuyo coste final sumará un montante de 904.000 euros. El primero de ellos se destinará a la ampliación e impermeabilización de la zona de acopio del material bioestabilizado e instalación de una criba móvil, con un importe de adjudicación de 448.778 euros, mientras que el segundo tiene como objetivo la ampliación de instalaciones para incrementar el volumen de esos residuos orgánicos, con coste de 445.306 euros. Para el segundo de ellos, se obtuvo una ayuda del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder), que financiará el 80% del presupuesto.
La mercantil Urbialba resultó adjudicataria de ambos contratos, al haberse considerado sus ofertas como las más ventajosas de las presentadas en un procedimiento abierto de licitación. A partir de la formalización del acta de replanteo, dispondrá de plazos máximos de dos y tres meses, respectivamente, para ejecutar los trabajos.
[Esta noticia fue publicada originalmente en La Tribuna de Albacete. Lee el original aquí]


Source: 2